Carta a mi hijo Eric

IMG_1620

No sé si cuando se publique este post todavía estaré incubando a mi pollito, si habrá nacido o si ya estaré en proceso. Pero hay algunas cosas que me gustaría escribirle, ahora que estoy embarazada. Y por eso elijo estas fotos, de las más personales, íntimas, especiales y mágicas que tengo del embarazo.

IMG_1559

Todas esas cosas se resumen en una palabra, sencilla pero grande: GRACIAS. Gracias por llegar en el primer minuto en el que te soñamos. Imagino lo duro que es esperar y esperar, y ver que lo que más deseas no llega. No teníamos prisa, pero apareciste tan rápido como hizo Marta, en el primer intento y contra todo pronóstico. Gracias por un embarazo tan tranquilo, en una situación complicada, con tu hermana tan pequeña. Decidiste quedarte con fuerza, a pesar del ritmo frenético de tu madre. Nunca me hiciste parar, siempre estuviste ahí dentro, sigiloso y cauto, creciendo, al pie del cañón. Sé que serás un viajero incansable, que te irá la marcha pero serás paciente y que te adaptarás fenomenal a esta familia de locos que te ha tocado. Gracias por llenarnos de felicidad con el mero hecho de existir. Imaginarte, sentirte, notarte, a ti y a tu hermana, dentro de mi, ha sido de las cosas más maravillosas que me ha regalado la vida, en estos 31 años. Gracias por recordarme que estabas cada noche, después de la rutina diaria, solos tú, tu hermana y yo en la cama, cuando ella apoyaba la cabeza sobre mi barriga y empezabas a moverte. O cuando la oías hablar o cantar Frozen a toda pastilla y, automáticamente, me dabas una patadita. Me llamarán loca, pero yo sé que tenéis un vínculo especial desde antes de conoceros. Gracias por los no síntomas, las no nauseas, las no molestias en este tiempo. Encontrarme bien y ágil ha sido clave para poder seguir nuestra rutina y atender a Marta 100%.

IMG_1600

Gracias por una lista interminable de cosas que no habría imaginado ni en mis mejores sueños. A cambio, yo te PROMETO otras. Te prometo enamorarme de ti desde el momento en el que se crucen nuestras miradas, cuidarte, mimarte y llenarte de besos. Prometo enseñarle a Marta que la vida le ha hecho un regalo maravilloso, el más grande que tendrá jamás. Prometo que no te faltará de nada, que todo el amor del mundo está esperando para ti. Prometo dedicarte tiempo en exclusiva, aunque al principio nos cueste. Prometo inventar los mejores planes contigo, aquí, allí o alrededor del mundo, como ya hacemos con tu hermana. Prometo que no tendrás un papá, una tata y una mamá mejores. Prometo hacerlo lo mejor posible y esforzarme cada día, ser paciente y responsable.

IMG_1622

Si cuando seas mayor lees esta carta, que sepas que la escribo desde el corazón, con muchos miedos e incertidumbres pero, sobre todo, con una alegría inmensa. Estás a punto de llegar y NADA en el mundo me hace más feliz que esperarte. Te quiere, mamá.

IMG_1573IMG_1577IMG_1589IMG_1623IMG_1559IMG_1622IMG_1600IMG_1578IMG_1620

Fotos increíbles de la increíble Ruth de Limalimón

 

2 comentarios en “Carta a mi hijo Eric

  1. Rebeca dijo:

    Me ha encantado este post, Gema. La carta me ha emocionado totalmente.
    Espero que todo salga a la perfección y que esa cita a 4 sea mágica.
    Un beso muy grande (:

Responder a Rebeca Cancelar respuesta