Mi parto II

Processed with VSCO with b1 preset

Pues lo prometido es deuda y aquí está el segundo capítulo de mi parto. Si no lo habéis leído y os apetece podéis leer el primero aquí. En ese post reflexionaba un poco acerca de las posturas más extremistas y más “anti-cesárea” y el daño que pueden hacer esas opiniones a las mamás recién estrenadas que han tenido parto por cesárea, como fue mi caso. Así nació Marta.

El martes día 9 por la noche comenzaron las contracciones. Eran muy suaves y distanciadas entre sí, pero ya sabía que aquello había empezado. Yo, que me he preguntado mil veces durante los nueve meses si sabría cuando me pondría de parto.. Pues si! Se sabe! Pasé toda la noche viendo pelis con mi hermana y su “contracciometro” (ella llamaba así a su libreta donde apuntaba las horas jaja) El miércoles por la mañana me acerqué al hospital (principalmente porque me tenían que poner antibiótico por el streptococo y me daba miedo no llegar a tiempo -ilusa-) donde me confirmaron que, en efecto, el proceso de parto había empezado, que volviera a casa y que esperara a que las contracciones fueran más seguidas. Pasé todo el día y la noche con contracciones, las últimas bastante dolorosas y cada 5 minutos, así que el jueves por la mañana volví al hospital. Allí, tras tacto y monitores me comentaron que ya me quedaba ingresada para ir poniéndome el antibiótico porque ya estaba de 3 cm (para quién no lo sepa, hay que llegar a dilatar 10 cm). Yo llamé a Erico para que viniera (estaba en Madrid!) y me dijo que ya estaba a 10 minutos de Elche 🙂 (instinto de padre?).

Estuve en una habitación con la familia (en vez de en la habitación de dilatación) con contracciones toda la mañana, a medio día, me exploraron de nuevo y aunque las contracciones eran cada 3 minutos, seguía dilatada de solamente 3 cm. Volví a la habitación y por la tarde las contracciones se relajaron bastante. A las 8 de la noche, con la siguiente exploración sólo estaba de 4 cm y tras consultarme, decidimos estimular el proceso de parto con oxitocina. Toda la noche dilatando, en cuanto las contracciones se hicieron muy dolorosas pedí la epidural (magia!) y cuando por la mañana (viernes 12) ya estaba casi completa, con 9 cm, la peque tenía la cabeza un poco girada y no bajaba bien por el canal de parto. Lo intentamos, empujé, me puse de mil posturas, durante mucho rato… Pero Marta comenzaba a sufrir y decidimos que para evitar sustos la mejor opción era una cesárea. Como ya tenía la epidural puesta, en poco más de 15 minutos Marta estaba con nosotros.

Aunque me la pusieron encima unos minutos, el piel con piel lo hizo con su papá mientras a mí me cosían. A los 20 minutos yo ya estaba con ellos dos, y Marta enseguida se enganchó al pecho 🙂

Nuestra primera foto juntos (no estoy muy favorecida pero es la más especial)

Processed with VSCO with b1 presetProcessed with VSCO with b1 presetProcessed with VSCO with b1 preset

Tengo que reconocer que tuve muy buena recuperación. El viernes por la tarde no podía levantarme, el sábado ya estuve sentada en la silla y el domingo ya pude levantarme, ducharme y empezar a moverme. El lunes salimos andando del hospital y los siguientes días ya casi no tenía molestias.

Processed with VSCO with b1 preset

Cada caso es un mundo, pero como os decía en el post anterior (gracias por la buena acogida que tuvo!) la META es tener a tu bebé contigo, no importa el camino que hayas tenido que recorrer para llegar, todas nos merecemos respeto y admiración 🙂

Además, generalmente cuando estás embarazada, todo el mundo te cuenta su experiencia y siempre suelen ser o “partos de película” (de esos que el bebé sale casi en el ascensor y no da tiempo ni a poner epidural porque todo es rapidísimo) o partos horribles que asustan a cualquiera. Pues bien, yo tengo que decir que a pesar de ser un parto largo, repetiría la experiencia mañana mismo, no me pareció “para tanto” (entiéndase que doler, duele), ni traumático ni insportable. Al revés! Tengo un recuerdo inolvidable.

Feliz día!

2 comentarios en “Mi parto II

  1. reytx dijo:

    Me ha encantado Gema!! Ha sido un post precioso!! Y las peliculas como nos engañan con este tema… rompen aguas y ya dan a luz… y desde q rompes aguas anda q no hay tiempo de ir, en fin… Increible! 😘

  2. Maribel Granados dijo:

    Te acabo de encontrar por IG.Decirte que me ha encantado leerte.Daniela nació por cesárea de urgencia.En mi caso ella estaba bien ,la que corría peligro era yo.No te miento si te digo que mi post parto fue durillo y que durante un tiempo me sentí un poco mal.Siempre me imaginaba el nacimiento de Daniela como algo “magico”.Su padre grabando el momento,yo ayudando a nacer a Daniela cogiendo su cabecita.Igual te parece raro pero me llegué a sentir incluso menos madre.Te parecerá una locura.Pero fue así.Después me he dado cuenta que eso es una auténtica tontería y que lo importante es que ella está aquí y yo a su lado dándole todo mi amor y mi cariño y demostrándole todos los días de mi vida que ella es mi luz y el motor que me hace seguir luchando y siendo mejor persona cada día.Lo dicho,un placer leerte.Me suscribo a tu blog y te sigo desde ahora en IG para poder acompañarte en esta aventura tan bonita como es la vida.
    @los_mundos_de_daniela

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s